En tiempos de crisis, existen riesgos significativos de corrupción. La sociedad civil juega un papel importante en garantizar que los fondos para hacer frente a la pandemia de Covid-19 lleguen a su destino. Los donantes y las organizaciones multilaterales deben considerar establecer redes digitales de rendición de cuentas para apoyar este esfuerzo. La crisis actual presenta desafíos para la sociedad civil, sin embargo, también existen nuevas oportunidades para que se adopte la participación ciudadana digital como una iniciativa para combatir la corrupción.